Carboxiterapia

Medicina Estética Corporal

La carboxiterapia

La carboxiterapia es un tratamiento que utilizamos frecuentemente en nuestras clínicas de Málaga y Marbella, y que consiste en la inoculación en la piel de dióxido de carbono (CO2) en forma de gas. Es un tratamiento muy seguro, ya que el gas que inyectamos es el mismo que estamos produciendo constantemente en nuestro cuerpo, y el mismo que eliminamos cuando respiramos.

Aplicación

Este gas, usado en manos expertas, lo utilizamos para tratar problemas tan diversos como:

Celulitis

Grasa localizada en cualquier parte del cuerpo

Envejecimiento de la piel y arrugas

-Lipodistrofias (pérdida de tejido adiposo)

Estrías

Flacidez facial y flacidez corporal

-Psoriasis

Alopecia (calvicie) (algunos tipos)

Cicatrices atróficas e hipertróficas y queloides

Bolsas en párpados

Ojeras (oscurecimiento periocular)

-Pesadez de piernas, pequeñas varices y otros síntomas y signos de insuficiencia venosa.

Recuperación y optimización de resultados tras tratamientos como liposucción e intralipoterapia.

Tiene además numerosas indicaciones no estéticas como pueden ser:

-Disfunción eréctil (Impotencia sexual masculina)

-Úlceras varicosas y diabéticas

-Heridas crónicas

-Acrocianosis

-Microangiopatías

El enorme abanico de problemas que la carboxiterapia puede tratar se debe sencillamente a que el gas que se inocula tiene propiedades de mejorar la microcirculación de la sangre, quemar grasa y estimular la formación de elastina y colágeno.

Teniendo en cuenta que la mayoría de los problemas estéticos se deben a una o varias de estas causas, es cuando podemos entonces deducir la gran versatilidad de este tratamiento.

¿Alguna particularidad?

La carboxiterapia se lleva haciendo hace años en países como Brasil (capital del culto al cuerpo) con excelentes resultados en rejuvenecimiento de cara y en remodelación corporal para conseguir cuerpos más esbeltos.

El Dr. Benzaquén tiene una amplia experiencia con este procemiento, habiendo impartido incluso cursos, talleres y ponencias sobre la carboxiterapia en múltiples lugares de nuestra geografía.

¿Cuánto dura el tratamiento? Entre 5 y 45 minutos. En función de la zona a tratar.

¿Cuántas sesiones se necesitan? Entre 3 y 20 sesiones, normalmente.

¿Cuánto dura los resultados? Depende del problema que estemos tratando.

¿Quieres saber más?

Contactar